martes, 12 de julio de 2016

Lo Que Callamos Las Mujeres - Transformaciones


Orlando es un hombre común y corriente: casado, con un hijo, es padre ejemplar y trabajador; el típico señor maduro, masculino y con bigote. Cuando está a punto de cumplir 20 años de matrimonio, su vida da un vuelco cuando su esposa descubre por accidente un gran secreto: que a él le gusta usar ropa de mujer.

Se trata del capítulo "Transformaciones" de la serie televisiva mexicana Lo que callamos las mujeres. Un episodio imperdible basado en historias reales donde se explica el concepto de travestismo heterosexual y por qué es tan estigmatizado en la sociedad. Ampliamente recomendable para la comunidad travesti, pero aún más para novias o esposas de travestis heterosexuales que buscan entender la condición de su pareja. 

El capítulo tuvo la asesoría del grupo Crisálida, por lo que hay mucha claridad en las vertientes del tema. De los mejores materiales que se han realizado para entender el mundo del travestismo heterosexual y una historia ideal para conscientizar al público en general sobre la gran diversidad sexogenérica que existe en los seres humanos.  




¿Que es un Feminófilo? ¿Que es la Feminofilia?



¿Que es un Feminófilo? ¿Que es la Feminofilia?¿Qué es un Travesti Heterosexual? Éstas y otras preguntas son respondidas en este video de Jessica Vanegas Callejas.




Cómo posar para una foto luciendo atractiva


Les dejamos un video de Bright Side donde se ilustran recomendaciones para lucir mejor cuando posamos frente a las cámaras de fotografía.




viernes, 8 de julio de 2016

¿Será que soy machista?

 


Por Sharom Nadine


¿Será que soy machista por mi amor a la femineidad tradicional?
Las travestis tenemos una relación con lo femenino que es de absoluta adoración y entrega, los roles típicamente femeninos, son los que más nos invitan y nos encienden, los que más nos atraen y nos enloquece copiar, pero ¿Podríamos por esa razón estar cometiendo el horrible pecado del machismo?

Cada quien tiene una interpretación propia de lo que es femenino y masculino, y más aún de lo que es apropiado o no, de lo que es irrespetuoso o de lo que puede ser insultante. Yo estoy segura que entre mis amigas y hermanas nunca ha existido la intención más que de adorar el rol de la mujer, su importancia y su valor para todas nosotras.

Lo que hemos aprendido de la femineidad y de ser mujeres lo hemos aprendido de nuestro alrededor, de nuestras madres, amigas y hermanas, conocidas e iconos que aprendimos a amar e imitar, son los roles que relacionamos con el ser una chica, con la delicadeza, la belleza, la inteligencia, la fuerza y la emotividad de las féminas que adoramos.

Pueden verse quizá como clichés, como copias básicas, pero va mucho más allá. Se trata de la manera que aprendimos a ver lo que es y lo que queremos llegar a ser, además, por seguro que esta apreciación irá cambiando y creciendo, haciéndose más compleja y profunda conforme vayamos creciendo en nosotras mismas como seres femeninos. Así como las niñas pequeñas comienzan su camino imitando a mami, nosotras comenzamos guiándonos por las mujeres en nuestra vida, aprendiendo de ellas, y con ellas, a amar el maravilloso universo que nos ha sido negado por la biología.

Por otro lado, cuando desarrollamos nuestra propia identidad como travestis, buscamos alejarnos lo más posible del papel que actuamos en el día a día. Queremos crear una nueva identidad y un nuevo disfrute de lo que nos rodea, aprender a apreciar las cosas del modo en que sentimos como lo haría una mujer, aprender a ver todo con nuevos ojos y basadas en lo que aprendimos de las mujeres que hemos conocido.

No creo que seamos machistas por disfrutar tanto los roles femeninos, siento que es un homenaje y una muestra de apreciación por esas figuras que nos marcaron de por vida. Nuestra propia concepción de la femineidad, nos invita a vivir esa otra vida, ese deseo íntimo y personal de conocer a la chica que habita en nuestro interior.

Machista sería no respetar el valor y la importancia de la mujer, eso para una travesti que se ame y respete su femineidad, sería impensable e imperdonable.

No es machista querer ser tradicionalmente femenina, es un honor ser esa persona.



Link a publicación original: https://sharomtravesti.wordpress.com/2016/07/05/entrada-21-sera-que-soy-machista/